El Gobierno enfría la reforma del delito de sedición

Juan Carlos Campo

El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, enfrió ayer la posibilidad de que el ejecutivo apruebe la reforma de los delitos de sedición y rebelión antes de que acabe el año. 

En un desayuno informativo en Madrid, admitió que el compromiso es dar luz verde a la reforma antes del 31 de diciembre. «Pero no me sentiré en absoluto incumplidor si este plazo no se cumple y se hace dentro de poco tiempo. Es un compromiso de legislatura y se hará», recalcó. 

En cuanto a los indultos, señaló que no sabe cuando estarán resueltos, para que el Ministerio de Justicia «es un mero impulsor» del expediente y el Tribunal Supremo tiene ahora sobre la mesa la obligación de emitir un informe que el gobierno estudiará. 

El portavoz de Cataluña en Común, Joan Mena, discrepó de las palabras de su compañero de gobierno: «Nos preocupa y nos ocupa mucho que los condenados por el Tribunal Supremo por sedición pasen una hora más en la cárcel.» Recordó que su formación hace meses que propuso la reforma y que el compromiso para que los presos puedan abandonar los centros penitenciarios continúa «intacto».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.