Qué hacer y ver un fin de semana en Bilbao

Fin de semana en Bilbao

Una visita a Bilbao, aunque tan solo sea durante un fin de semana, puede ser muy interesante ya que esta maravillosa ciudad tiene mucho que ofrecer. Aunque seguramente después de conocerla querrás permanecer en ella mucho más tiempo, la realidad es que un fin de semana puede ser tiempo suficiente para disfrutar de muchos de sus atractivos turísticos y experimentar lo mejor de su gastronomía, cultura, actividades de ocio y paisajes.

Para una visita rápida, es necesario conocer las atracciones y puntos de interés imprescindibles. De esta forma tendrás la garantía de que, al regresar a casa, te llevas contigo la esencia de la ciudad y todo lo que ella representa. Siendo una metrópoli en constante evolución, resulta perfecta para realizar escapadas de fin de semana y disfrutar de un ambiente completamente libre de estrés.

Un punto clave para garantizar una buena experiencia en Bilbao es la correcta elección del alojamiento. Tendrás que considerar cuáles son tus necesidades y el tipo de servicio que requieres, si viajas solo, en pareja o en familia. En cualquier caso, alquilar un apartamento en Bilbao con todos los servicios incluidos y con una ubicación estratégica resultará bastante conveniente.

¿Qué ver y hacer en Bilbao durante un fin de semana?

Aunque la ciudad tiene muchas alternativas de entretenimiento para ofrecer, existen algunos puntos de interés que resultan indispensables.

Museo Guggenheim

Te recomendamos iniciar el recorrido en el Paseo de Abandoibarra, la zona más moderna de la ciudad. A lo largo del recorrido podrás encontrar edificaciones hermosas, obra de reconocidos arquitectos. El paseo finaliza en el Museo Guggenheim, un innovador edificio construido sobre formas curvilíneas y que representa la arquitectura más vanguardista del siglo XX.

Las siete calles

El Casco Viejo es una de las zonas más populares de la ciudad y no debes dudar en perderte por sus estrechas callejuelas que datan de la Edad Media. En la zona encontrarás una gran variedad de tiendas, bares y plazas pintorescas donde puedes disfrutar de una experiencia única, al estilo más tradicional de Bilbao.

Catedral de Santiago

Después de atravesar el casco viejo, llegaremos a la Plaza de Santiago y allí encontraremos una hermosa catedral, la más antigua de la ciudad, dado que fue construida a finales del siglo XIV. Quizás lo que más llama la atención es que se trata de una catedral de reducidas dimensiones, pero su belleza es indiscutible y el ambiente que se disfruta en la zona es maravilloso para liberar el estrés.

Mercado de La Ribera

Si lo que buscas es conectar con la esencia de la ciudad y experimentar de cerca la cultura local, tienes que acercarte a uno de sus mercados más emblemáticos, el Mercado de La Ribera, donde podrás conseguir productos frescos de temporada. Encontrarás este mercado en la orilla derecha de la ría del Nervión, justo al lado del Casco Viejo de la ciudad.

El Monte Artxanda

Las mejores vistas de la ciudad puedes obtenerlas desde el Monte Artxanda, al cual se accede desde un funicular inaugurado en el año 1915 y que todavía permanece en pleno funcionamiento. Desde las alturas podrás disfrutar contemplando los edificios más representativos de la ciudad, así como degustar los platos tradicionales de la zona e, incluso, practicar deporte.

Sin duda, una forma estupenda de culminar una visita de fin de semana a la ciudad vasca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.