Juan Carlos I abandona España

Juan Carlos I

El rey emérito de España, Juan Carlos I, informó a su hijo, el rey Felipe VI, de su “decisión bien considerada de abandonar España”. La decisión se produce después de que los fiscales suizos y españoles iniciaron una investigación sobre cuentas bancarias presuntamente mantenidas por el rey emérito en paraísos fiscales.

En una carta enviada a su hijo, Juan Carlos, escribe que debido al “impacto público” de la investigación, decidió abandonar España para permitir que Felipe VI actúe como jefe de Estado desde un lugar de ” paz y tranquilidad.”

La carta completa dice:

«Majestad, querido Felipe:

Con el mismo afán de servicio a España que inspiró mi reinado y ante la repercusión pública que están generando ciertos acontecimientos pasados de mi vida privada, deseo manifestarte mi más absoluta disponibilidad para contribuir a facilitar el ejercicio de tus funciones, desde la tranquilidad y el sosiego que requiere tu alta responsabilidad. Mi legado, y mi propia dignidad como persona, así me lo exigen.

Hace un año te expresé mi voluntad y deseo de dejar de desarrollar actividades institucionales. Ahora, guiado por el convencimiento de prestar el mejor servicio a los españoles, a sus instituciones y a ti como Rey, te comunico mi meditada decisión de trasladarme, en estos momentos, fuera de España.

Una decisión que tomo con profundo sentimiento, pero con gran serenidad. He sido Rey de España durante casi cuarenta años y, durante todos ellos, siempre he querido lo mejor para España y para la Corona.

Con mi lealtad de siempre.

Con el cariño y afecto de siempre, tu padre.»

Según el comunicado de prensa de la Casa Real, Felipe VI le ha dicho a su padre su “respeto y aprecio” por la decisión.

El rey quiere resaltar la importancia histórica que representa el reinado de su padre, como legado, el trabajo político y el servicio institucional para España y la democracia; y también para reafirmar los principios y valores que se basan en el marco de nuestra Constitución y el resto del sistema legal”, concluye el comunicado de prensa.

El abogado de Juan Carlos ha dicho que aunque su cliente ya no estará en España, todavía estará disponible para ayudar al fiscal con su investigación de cualquier manera posible.

La noticia de la decisión del ex rey de abandonar España llega cuatro meses después de que Felipe VI anunciara el 15 de marzo que renunciaría a cualquier herencia futura de su padre que estuviera relacionada con sus cuentas bancarias extranjeras. También despojó a Juan Carlos de su estipendio anual de € 194,232. Aunque la decisión del rey Felipe suscitó dudas: no se puede renunciar a una herencia hasta que el benefactor haya muerto, su significado era claro: el rey había roto los lazos con su padre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.